Verona

Verona, 15 de agosto del 2016. Emma, alumna del colegio en Brakel, hizo sus prácticas en el instituto Goethe en Verona (Italia) durante el verano. No tenía que pensarlo mucho, ya que sabía de otros alumnos que es genial hacer estas experiencias. Sin embargo era una aventura viajar sin los padres y sola a Italia y cuando llegó y conoció la familia anfitriona, estaba muy feliz y contenta. “La gente era muy amable y abierta. Podía conocer el país y la genta mucho más porque vivir en una familia es muy diferente. Aunque no era fácil porque no hablaba bien el italiano, nos entendimos de maravilla.”

En el instituto Goethe no tenía ningún problema con el idioma porque en el instituto todos hablan alemán. Emma explica en su informe lo que más le gusto:
“Me gusto conocer la vida laboral del instituto desde el primer momento y podía aprender mucho sobre la concepción y presentación de clases. También he aprendido un poco de italiano. No me sentía como si estuviera trabajando porque el trabajo en el instituto me gusto tanto. Desde Italia llevo muchas buenas experiencias y estoy muy feliz de haber podido hacerlas! Lo que me falta de decir: Si tenéis la opción de hacer prácticas en el extranjero, lo deberíais hacer! No hay nada mejor!”

Menü